jueves, 15 de diciembre de 2016

El vídeo no mató a la estrella de la radio

En torno a la radio escolar hemos pretendido crear un grupo de investigación utilizando esta herramienta, trabajando de manera competencial y aplicando situaciones de aprendizaje en los centros  introduciendo en la práctica docente distintas metodologías innovadoras como: Thinking to learn, Inteligencias Múltiples, Trabajo cooperativo y ABP. Una herramienta  como es la radio escolar, que nos posibilite distintos y variados instrumentos que nos permitan evaluar a nuestro alumnado y constatar que no solo es una herramienta motivadora para el mismo sino que además es efectiva.

Trabajar la radio escolar en el centro o en el aula es más que un interesante recurso si queremos dejar atrás las clases tradicionales y que el verdadero protagonista del proceso de enseñanza aprendizaje sea el alumnado. ¿Cómo? Pues muy sencillo. Podríamos hacer un trabajo por proyectos, creando el alumnado su propio producto, partiendo de sus intereses, en grupos de trabajo, de manera cooperativa, con roles definidos, investigando, fomentando el pensamiento, buscando información, seleccionándola y teniendo claro qué es lo que se quiere hacer, para luego comunicarlo. Todo esto nos lo permite la herramienta de la radio escolar.

            Además, los productos finales, ya sean en forma de debate, de reportaje o diseñando spots publicitarios, potencian el trabajo cooperativo, el uso de las TICs y la mejora de la expresión oral y escrita además de la realización de pequeños retos como montar los equipos técnicos, ver programas informáticos para su tratamiento y comunicación, preparar las grabaciones y audios, realizar el guión radiofónico y la escaleta, pero todo ello sincronizando cada uno de los productos diseñados y elaborados por los distintos equipos y transformándolos en un gran producto final, el programa de radio.

            Nuestra propuesta se basa en la realización de los siguientes pasos: 

            Partimos del currículo, de los criterios de evaluación y de la realidad del alumnado, que los motive a aprender. Selecciona un tema y plantéale al alumnado una pregunta guía abierta que te ayude a detectar sus conocimientos previos sobre el tema y les invite a pensar qué deben investigar o que estrategias deben poner en marcha para resolver la cuestión. Por ejemplo: ¿Por qué los jóvenes leen tan poco?¿Qué campaña realizarías para dar a conocer la importancia de la lectura? ¿Es posible vivir sin libros? 

            Organizamos grupos de tres o cuatro alumnos, a los que vamos a llamar redacciones, similar a las que existen en las radios profesionales con distintas temáticas, para que haya diversidad de perfiles y cada uno desempeñe un rol. Nosotros proponemos que elijan un portavoz del equipo, un secretario que anote los acuerdos, un encargado de material, etc... Lo primero que hacen es un plan de trabajo donde especifican las tareas previstas, los encargados de cada una y el calendario para realizarlas y cuyos tiempos hemos marcado al comienzo. 

            Establecemos el producto que deben desarrollar los alumnos en función del tema que quieras trabajar y la redacción en la que estén ubicados. Puede tener distintos formatos radiofónicos: un spot, un debate, una entrevista, reportaje, guión, escaleta, etc…. 

            Ahora llega el momento de la investigación. En este momento debemos los docentes ser activadores, guías y acompañantes del proceso de investigación. Debemos dejar que sean ellos los que busquen, contrasten y analicen la información que necesitan para realizar el producto final. Para ello deben realizar una buena curación de contenidos, ya que no todo vale en internet. 

            En este punto del trabajo ha llegado el momento en que el alumnado exponga al resto de grupos la información recopilada, comparta sus ideas y con qué formato radiofónico va a realizar su producto final que nos va a servir para evaluarlos al final. Es el momento de recibir propuestas del resto de grupos y del profesor. 

            En la siguiente fase se tienen que poner manos a la obra en la realización del producto radiofónico, sin olvidar que debe de dar respuesta a la pregunta inicial. El producto puede ser cualquier género periodístico o radiofónico, pero ya verán como el alumnado nos sorprende con sus creaciones. 

            A continuación  buscamos un tiempo para que los alumnos expongan a sus compañeros su producto y mostrar cómo han dado respuesta a la pregunta inicial con el producto realizado. Es importante que cuenten con un guion estructurado de la presentación. En radio, la mejor improvisación es la que está escrita. En este momento podremos hacer grabaciones de audios para que ellos se escuchen y puedan ir perfeccionando la locución. Escucharse les va a ayudar a ponerse en tensión y a realizar el trabajo de manera más responsable y a la vez nos va a servir de evaluación, coevaluación y autoevaluación. 

            Seguidamente es cuando vamos a realizar el producto final, el programa de radio, con los productos realizados por los distintos equipos. Para darle forma e hilarlo te recomiendo que nombres a dos alumnos redactores jefes, encargados de realizar el guión del producto final y realizar la escaleta con los responsables técnicos. Por ello también debemos nombrar en este momento a dos responsables técnicos que se encargarán de la producción técnica del programa, seleccionar la música adecuada, marcar los tiempos, etc... Para ir asignando estos roles puedes crear grupos de expertos en las distintas tareas técnicas, de locución, de redacción, etc.. 

            Silencio, se graba. Ha llegado la hora de grabar el programa. Lo mejor es hacerlo en directo, sin cortes, ya que le va a servir al alumnado de prueba de fuego para ir mejorando día a día en la expresión oral y escrita, cuestiones posturales, marcar los tiempos, realización de las escaletas y guiones, etc. 

            Llegamos al final. Es el momento de la evaluación. Los audios nos van a servir de instrumento, no solo para evaluar al alumnado sino para evaluarnos nosotros mismos como docentes y para que ellos, los alumnos, se evalúen entre iguales. Es un instrumento que han realizado ellos y van a estar mucho más motivados para evaluarlo. Podemos utilizar una metacognición o una rutina de pensamiento que, posibilitará poner en común lo aprendido y lo sentido en el proceso, y además va a hacer visible el pensamiento del grupo y de las individualidades. Esto les va a ayudar a ver los errores cometidos y a nosotros como docentes a ver en qué hemos fallado al final, aunque durante el proceso hayamos ido evaluando los avances y los problemas surgidos.
Como actividades complementarias hemos planificado varias visitas a medios de comunicación de la isla, donde hemos visto la forma de trabajo y cómo adoptar algunas de sus estrategias a la práctica educativa En este seminario hemos contado con la participación de varios ponentes expertos con mucha experiencia en los medios, Goretti Sánchez y Raúl Arencibia, que fueron de gran ayuda al desarrollar un taller sobre técnicas e importancia de la radio como un recurso escolar. Pudimos palpar las posibilidades educativas múltiples que impulsa la radio escolar dentro del currículo de los centros. Del mismo modo, tratamos de desmenuzar las entrañas de la radio así como describir, en la medida de lo posible, las virtudes de sus micrófonos. En este seminario ha sido de gran importancia el enseñarnos a elaborar los materiales nosotros mismos, como ha sido el diseñar una situación de aprendizaje, saber utilizar el programa de ordenador adecuado para grabar al alumnado y confeccionar un vídeo con imágenes de éstos, etc.
          En este seminario hemos conocido todo lo necesario para poner en práctica la radio escolar en nuestros centros y utilizarla como un recurso, como ya hemos dicho anteriormente, muy motivador y útil para desarrollar las competencias básicas, las destrezas relacionadas con el lenguaje oral sobre todo, pero también las destrezas escritas al elaborar el guión sobre el programa que vamos a desarrollar.
            Este recurso nos ha permitido trabajar contenidos de cualquier área y nivel, además variar su dificultad según el nivel de los alumnos con los que trabajemos, potenciando la enseñanza inclusiva, ya que ningún alumno queda fuera de esta experiencia por su nivel competencial. 
            Otro aspecto positivo de este seminario es que el resultado final ha podido ser compartido con el resto de los alumnos, familiares y amigos a través de blogs o webs muy relacionadas con el centro. Este es un material muy relacionado con las nuevas tecnologías, algo tan presente en la vida de nuestros alumnos hoy en día y que debemos aprovechar para anclarlo conlos contenidos aprendidos en la escuela con la vida real y así facilitar su aprendizaje.
      Pero lo importante de este proyecto no es lo que les podamos decir con palabras sino que ustedes puedan visualizar el trabajo realizado en el seminario y a posteriori en los centros educativos. La Radio Escolar supone esa vuelta de tuerca -por muy pequeña que sea- que da “aire” a la metodología de nuestras asignaturas y que constituye un elemento pedagógico perfectamente adaptado al vertiginoso mundo cambiante de la Escuela 3.O.



Les dejo algunos enlaces  por si quieren ampliar información.




-- 
Esteban Gabriel Santana Cabrera
Asesor Educativo Consejería de Educación y Universidades
Dirección Territorial de Educación de Las Palmas

No hay comentarios:

Publicar un comentario